El otoño no existe

Tengo un duelo con la física y las estaciones del año. Como no quiero que se acabe el verano me he comprado un dispensador de gazpacho, he rellenado las plantas de arena de playa y tengo dos hamacas más para echarme la siesta. Además he puesto una foto de una chica en bañador para que cada vez que la mire, me acerque y le invite a tomar una cerveza en el chiringuito que mejor sabe adobar los boquerones de toda la costa.

No hay comentarios: